You are reading all of the stuff that's been tagged with 'leñador'

Cuento. EL PRINCIPE QUE SE CREÍA LEÑADOR

  • Posted by on December 8, 2015 at 9:32 AM

El Leñador Príncipe.

principito  Iba el rey en su carroza y en la carroza la reina y en un canastico el príncipe bebé de tres meses de nacido. La familia real se dirigía a otra ciudad. La carreta, tirada por briosos corceles, atravesaba un puente de madera cuando apareció una cobra negra que asustó a los caballos. El carromato patinó sobre el tablado y cayó al turbulento río. Los guardas reales de inmediato reaccionaron y se tiraron al agua para salvar a su rey pero la fuerte corriente arrastró con todos.

Los gritos de los soldados reales atrajeron al lugar a varios labriegos de la región quienes pronto también se lanzaron a la corriente, pero la búsqueda fue en vano porque todos habían desaparecido bajo las gélidas aguas.  Luego de varias horas de búsqueda infructuosa, los campesinos concluyeron que la familia real y los soldados se habían ahogado. Sin embargo, un milagro había sucedido en el silencio del bosque. El bebé, que venía en un canasto, salió a flote; igual que Moisés salvado de las aguas, fue rescatado, veinte kilómetros abajo del puente, por un leñador furtivo.

El hombre de la serranía, feliz por el hallazgo, llevó el niño para su humilde cabaña y allí lo cuidó. Pasaron entonces quince años y el bebé se convirtió en un mozalbete fortachón de músculos templados, cabellera rubia y porte distinguido, pero igual que a su padre adoptivo, se había hecho un rudo leñador. Un día pasó por la región una mujer gitana que adivinaba el futuro y hacía toda clase de suertes. El leñador y su muchacho accedieron a que le maga les leyera las líneas de la mano. Y fue así que la pitonisa le dijo al muchacho:

— Tú tienes en las manos la marca de la monarquía real. Eres, nada más y nada menos que…¡ Un príncipe ! Tu destino es ser rey.

Al escuchar esto, el leñador y el chico explotaron en carcajadas. Con las manos en la barriga, para aguantar el ataque de risa, se tiraron al piso dando volteretas a izquierda y derecha. Luego de varios minutos de convulsión, se pusieron de pie y se treparon sobre una mula.

La vidente, señalando al muchacho, le gritó a todo pulmón.

–¡ Te pasa lo mismo que quien niega a la Divinidad, llevándole en su corazón ! ¡ Tu ignorancia no te permite ver lo que realmente eres en verdad: semilla de lo divino ! ! Dios se apiade de tu necedad !

Los leñadores, sobre el mulo, cabalgaron muertos de la risa.

===========================================================================

MORALEJA. El que ríe de lo que desconoce está en camino de ser idiota

EL PRINCIPE QUE SE CREÍA LEÑADOR

  • Posted by on January 31, 2013 at 10:25 PM

 

 

principito  Iba el rey en su carroza y en la carroza la reina y en un canastico el príncipe bebé de tres meses de nacido. La familia real se dirigía a otra ciudad. La carreta, tirada por briosos corceles, atravesaba un puente de madera cuando apareció una cobra negra que asustó a los caballos. El carromato patinó sobre el tablado y cayó al turbulento río. Los guardas reales de inmediato reaccionaron y se tiraron al agua para salvar a su rey pero la fuerte corriente arrastró con todos.

Los gritos de los soldados reales atrajeron al lugar a varios labriegos de la región quienes pronto también se lanzaron a la corriente, pero la búsqueda fue en vano porque todos habían desaparecido bajo las gélidas aguas.  Luego de varias horas de búsqueda infructuosa, los campesinos concluyeron que la familia real y los soldados se habían ahogado. Sin embargo, un milagro había sucedido en el silencio del bosque. El bebé, que venía en un canasto, salió a flote; igual que Moisés salvado de las aguas, fue rescatado, veinte kilómetros abajo del puente, por un leñador furtivo.

El hombre de la serranía, feliz por el hallazgo, llevó el niño para su humilde cabaña y allí lo cuidó. Pasaron entonces quince años y el bebé se convirtió en un mozalbete fortachón de músculos templados, cabellera rubia y porte distinguido, pero igual que a su padre adoptivo, se había hecho un rudo leñador. Un día pasó por la región una mujer gitana que adivinaba el futuro y hacía toda clase de suertes. El leñador y su muchacho accedieron a que le maga les leyera las líneas de la mano. Y fue así que la pitonisa le dijo al muchacho:

– Tú tienes en las manos la marca de la monarquía real. Eres, nada más y nada menos que…¡ Un príncipe ! Tu destino es ser rey.

Al escuchar esto, el leñador y el chico explotaron en carcajadas. Con las manos en la barriga, para aguantar el ataque de risa, se tiraron al piso dando volteretas a izquierda y derecha. Luego de varios minutos de convulsión, se pusieron de pie y se treparon sobre una mula.

La vidente, señalando al muchacho, le gritó a todo pulmón.

–¡ Te pasa lo mismo que al ateo que niega a Dios llevándole en su corazón ! ¡ Tu ignorancia no te permite creer que eres, en verdad, un príncipe ! ! Dios se apiade de tu necedad !

Los leñadores, sobre el mulo, cabalgaron muertos de la risa.

===========================================================================

MORALEJA. El que ríe de lo que desconoce está en camino de ser idiota

CONTRADICCIONES

CONTRADICCIONES

CONTRADICCIONES   *Tenemos edificios más altos, pero templos más pequeños. *Tenemos autopistas más anchas, pero puntos de vista más estrechos. *Gastamos más dinero y cada vez tenemos menos. *Compramos más cosas, pero las disfrutamos menos. *Tenemos casas más grandes, pero fami...

EDUCACIÓN ALIENANTE

EDUCACIÓN ALIENANTE

NUESTRO SISTEMA EDUCATIVO “Desde la primaria al estudiante se le educa en función de un examen, sin que la enseñanza y el saber le interesen o se relacionen con sus expectativas personales. Esta situación se repite una vez terminados los estudios ya que es lo que la persona encuentra en la vid...

CUENTO SOBRE VALORES

CUENTO SOBRE VALORES

EL BURRO Y EL PERRO En un pueblo había un lavandero que se puso muy feliz porque le mandaron a lavar un montón de ropa de una familia rica que organizaba un matrimonio. El hombre echó sobre un burro varios bultos de ropa y, acompañado de su fiel perro, se fue de madrugada para el río. Una ...

VALORES EN EXTINCIÓN

VALORES EN EXTINCIÓN

  Cuento No 3.-- EL ERIZO Y LA DOCTORA. Una doctora manejaba por una carretera y al tomar una curva apareció frente a ella un bulto grisáceo, entonces paró el automóvil, se bajó y caminó a ver el extraño hallazgo. Quedó sorprendida cuando vio que se trataba de un erizo salvaje. El puer...

CUENTO EN VALORES

CUENTO EN VALORES

CUENTO EN VALORES Había un emperador que siempre preguntaba a los sabios que lo visitaban en su palacio : "¿Quién es el mejor entre los hombres ? ¿Qué momento en el tiempo es el más bendecido ? ¿Qué acto es el más beneficioso ?". Durante un largo tiempo no logró obtener respuest...