LA VIDA NO ES JUSTA

downloadEl sufrimiento corporal, producido por enfermedades, accidentes y catástrofes naturales, nos tocó a todos, aunque no en la misma cantidad, intensidad y duración. Lo mismo va con el sufrimiento mental o psicológico, producido por las contradicciones mentales: ¿Por qué?, ¿Por qué? Nos preguntamos antes las injusticias y desigualdades de la vida.

Esta es la razón por la que El Buda afirmó categóricamente que la vida es sufrimiento. Se nace para sufrir. La muerte es el final del sufrimiento. El poco placer que experimentamos son pequeños intervalos entre dos sufrimientos. De ahí que el budismo afirme que después del placer sigue el sufrimiento.La rueda de Samsara.

En cambio, en la distribución de talentos y riquezas la vida no es equitativa. Todo el tiempo, en todo lugar, vemos que siempre hay personas talentosas en la ciencia y el arte; intelectos y mentes brillantes en sólo unos pocos seres humanos.

¿Y qué decir de la distribución de las riquezas materiales? En toda la tierra se ven unas pocas personas ricas, multimillonarias y por el otro lado millones de pobres y mendigos.

El presupuesto de un país como Colombia es de unos 220 billones de pesos para suplir las necesidades de 46 millones de personas y esa misma cantidad de dinero la tiene Bill Gates para el solo.

Y para poder justificar esta desequilibrada situación,  el ser humano hecha mano de conceptos como “karma”, “pecado”. Que no son otra cosa que pañitos de agua para bajar una fiebre alta.

Es cuando uno se pregunta: ¿Dónde está la equidad Divina?

LA VIDA NO ES JUSTA

 

((Alfonso Lobito Amaya))